Viajar Solo (según Javier).

Al viajar solo te abres mas al mundo y el mundo se abre mas a ti. Vas mas predispuesto a conocer, a descubrir y a relacionarte con aquellas personas que vas conociendo en el camino, que es lo mas bonito de viajar.

Es la manera mas fácil de conocer a gente ya que un viajero solitario despierta mucho mas interés y simpatía además de admiración.

Te aventuras a muchas más cosas y no depende de nadie las decisiones que marcan tu camino. Es eso lo que te hace sentir tan libre y es esa libertad que hace aventurarte a tantas cosas que de otra manera nunca harías.

Al no tener a tu lado nada ni nadie que ya conocieras de antes hace que te sientas lo mas lejos posible. Esa sensación de estar solo y tan lejos que me hace sentir el estado mas puro de viajar.

Lo mejor  es que ante todas las cosas nuevas que te quedan por descubrir eres tan solo tú el único dueño de ese destino,y es tu espontaniedad la que marca el camino.

Sin discusiones ni complicaciones.

La soledad es sin duda lo mas duro de viajar solo pero en esos momentos hay que tener  en cuenta que ha sido por decisión propia, aunque reconozco que echo en falta el compartir esos increíbles momentos con alguien cercano a mi. Muchas veces me encantaría poder compartirlos con la gente que quiero.

Es mas fácil saltarte la presentación y estar con alguien que ya te conoce y tienes confianza, pero tener eso me limitaría  muchas cosas y perdería esa obligación y necesidad de conocer a gente y alcanzar grandes amistades en poco tiempo.Cuanto mas difícil, mas gratificante es una experiencia.

Hay tiempo para todo, y mi elección la tengo bien clara. Mis amigos y familia se que están ahí, y para viajar, prefiero enfrentarme a la aventura de descubrir solo, aunque no en la soledad.

Javier M de la Varga (Dando la vuelta al mundo solo y en bicicleta).

www.bicicleting.com

Hay días en los que es mejor no levantarse.

Continuamos con el viaje de nuestro amigo Javier por Asia. Nos manda este relato y vídeo de sus aventuras en solitario.

Hay días en los que es mejor no levantarse.

Sin ganas, desmonto la tienda bajo una leve lluvia y me encuentro de nuevo con esas interminables cuestas de Sikkim.Infinitas.
El día es tan oscuro como el día anterior y me siento tan solo que pierdo toda ilusión.
Ya estoy pedaleando de nuevo y de repente escucho un fuerte chasquido que va acompañado de un breve y fuerte tirón. Me bajo y veo que la patilla que sujeta los cambios se ha partido y es entonces cuando me vengo abajo.
No puedo seguir y tengo que encontrar un vehículo que me lleve a algún pueblo donde puedan soldar la bicicleta.
Me vengo mas abajo cuando me dicen que en Sikkim me va a ser imposible soldarlo y que tengo que ir a Siliguri, en la mas pura India, a tan solo 150 km de distancia aunque sean mundos aparte.
Al mal tiempo buena cara, y encontrarme de repente en climas mas cálidos, llenos de luz y color, gente, olores, comida,vacas y todo aquello que puede describir la India me llena de ánimos, y nuevos planes empiezan a rondar por mi cabeza.
Fantaseo con nuevos destinos aunque mi ilusión tarda poco en desaparecer. Exactamente el tiempo que un soldador me dice que lo puede soldar y lo único que hace es fundirlo haciendo una pieza completamente abstracta.
Con la chapuza con la que he arreglado la bici estoy limitado a caminos llanos, donde pueda tirar de la bicicleta sin cambiar de marchas.
Y el próximo destino será a donde me lleve cualquier carretera mañana, pues al final y al cabo no es el destino lo que me importa, sino el camino.
Y lleno de ilusión y ánimo cualquier camino es fácil.

www.bicicleting.com

Viajando solo por el mundo

Hace unos días nos encontramos una noticia de una persona que estaba realizando un viaje en solitario por Asia y en bicicleta. Nos pusimos en contacto con el y vamos dentro de nuestras posibilidades a yudar un poco en su aventura. Iremos recibiendo noticias suyas que iremos compartiendo con todos vosotros. Os ponemos un ligero texto de presentación. Su nombre, Javier y es de Madrid como muchos de nosotros. Sinceramente lo que sentimos ante personas como el es un poquito de envidia sana.

Los primeros recuerdos que tengo de mis viajes vienen de un viejo álbum de mi padre, Fauna, flora y tribus del mundo y después con mi colección de cromos Animales del mundo. Después me pasó lo que a Conrad, muchos momentos pegado a un atlas. Hipnotizado por las imágenes de los márgenes y siguiendo los caminos con un dedo. De este modo di mi primera vuelta al mundo.

Los cromos, los documentales de La 2 (que no solo sirven para echar la siesta), los reportajes de Attenborough y de Ian Wright avivaban mi deseo de recorrer todos esos países que estaban en el papel y en la pantalla de la tele. Años más tarde llegaron Salgari, Conrad, Kapuscinski… que fueron los que me impulsaron a realizar mi primer viaje para poder vivir, mejor dicho, intentar vivir, en primera persona, las emociones de los viajes hechos sobre el mapa.

Con una mochila a la espalda y una cámara al cuello pasé cuatro meses en la India, Pakistán y Nepal. Esto fue en el año 2002 con 19 años. A la vuelta decidí estudiar fotografía en Bristol, pero entre tanto, quedaba tiempo para hacer un viaje en bicicleta hasta por el Atlas, esta vez el Atlas marroquí.

Por los caminos
Son los caminos los que me llevan y las gentes que los transitan, mis guías. Son ellos, la gente y los caminos, los que me dan la oportunidad de descubrir sus vidas y sus tierras.

Transitar por lugares inexistentes, que fueron y hoy no los son, pero que aparecen en los mapas. Toponimia sin significado para los que actualmente los habitan y transitan y que probablemente fueron puestos en los primeros mapas por los primeros colonizadores occidentales. Gentes que llevan desde siempre desplazándose por la tierra en busca de sustento para sus familias y sus ganados.

En África me he encontrado tribus con grandes similitudes en lo físico y en costumbres, pero separadas por miles de kilómetros. ¿Qué ha pasado? Ellos no supieron darme la respuesta. Son tribus que actualmente viven los unos en el norte Namibia y los otros en el norte de Uganda, en Kenia o Etiopia.

Son esas gentes a las que intento conocer y de cómo son sus vidas. Son esas gentes que sufren la historia que no conocen y que son otros los que se la han escrito y que se la siguen escribiendo. Ellos son los que me guían por los caminos.

Bicicleting
El lector bien intencionado quizás busque en esta bitácora información que le dé referencias: lugares donde dormir, restaurantes donde comer, cafeterías donde tomarse una cerveza al atardecer y horarios y lugares donde coger un autobús.

Lo siento, pero tendrá que habituarse a la comida de los puestos callejeros que hay en las inmediaciones de los mercados y de las “estaciones de autobuses”, donde pondrá especial atención a los gritos de los niños que a cambio de un plátano o un mango anuncian el destino de las decenas de camionetas que hay en la explanada. Y dónde dormir, ello dependerá de la hospitalidad de la gente y de que nos dejen plantar la tienda en su huerto o jardín.

Otra cuestión son los horarios y aquí sí me atrevo a dar información exacta de todos los horarios de todos los autobuses y furgonetas a cualquier destino en cualquier país de África. El horario de salida, siempre, siempre, siempre es cuando no quepa nada más en el interior ni en el exterior de la furgoneta. Cuando esté llena de personas, animales y mercancías y ya no quepa ni un mosquito en la “furgo”, esa es la hora de salida. Y aquí doy mi único consejo, subir siempre de los primeros y sentarse al lado de una ventanilla.

Para lo demás, utilizar el sentido común y no tener prisa.

Me voy a Rumanía.

Parte de mi trabajo es viajar. Muchas veces cuando me preguntan a qué me dedico, digo simplemente “a viajar”. Me imagino que os podéis imaginar la cara de la gente, pero que les puedo decir si es la verdad. Dependiendo de las ganas que tenga de hablar o de si me caen bien o mal lo dejo ahí o lo explico un poco más.

Vosotros me caéis bien así que voy a explicarlo un poco.

Es cierto que parte de mi trabajo es viajar pero hay otras muchas cosas detrás. Tengo que saber que pensáis, que os gusta, miedos que tenéis a la hora de viajar solos y por supuesto saber que es lo que estamos vendiendo. Por esto y por mucho más, siempre he pensado que la mejor manera de estar bien informado de lo que estamos haciendo, es viajar con vosotros. Así podemos corregir aquello que no os gusta y sobre todo mejorar.

Yporquenosolo se creó para viajar, viajar y conocer gente nueva y por supuesto siempre que puedo me voy con uno de nuestros grupos y aprovecharme de mi situación. Este sábado me voy a Rumanía (a trabajar), me apetece mucho, además aprendo de vosotros y mejoramos nuestros programas. Prometo comentaros que me ha parecido y que tal nos ha ido.

Un afortunado de nombre Santiago.

Viajes para singles o solteros, con nosotros no gracias.

Desde yporquenosolo siempre hemos querido huir de todo lo relacionado con el no se si bien llamado mundo del single o de los viajes para solteros. Siempre hemos dicho que lo importante es viajar y que no hay una manera mejor o peor de hacerlo, simplemente hay distintos destinos y distintos momentos personales, familiares, económicos que nos hacen escoger en un momento puntual una forma u otra de viajar. Aún así hemos de decir que el 75% de las personas que viajan con nosotros son solteros o singles, pero prefieren nuestra forma de viajar.

Pero queremos dejar bien claro lo que hacemos y es viajar, viajar con una única condición “hay que venir solo”. Viajar solo pero disfrutando de la seguridad de un pequeño grupo en la que todo el mundo viaja en la misma condición. Nos gusta hacerlo así por varios motivos:

– Hemos visto que los viajes en los que la gente no se conoce funcionan mejor puesto que todo el mundo trata de hacer el viaje lo más ameno posible y compartir y aportar experiencias al grupo.

– Grupos reducidos para que se asemejen lo máximo posible a un grupo familiar o de amigos aunque sea entre personas desconocidas. Al ser un grupo reducido todo el mundo está más cuidado (por nuestros guías) y no se sienten como un número o como corderitos de viaje.

– Vendemos viajes no nos dedicamos a otras cosas, es decir si quieres ir de compras en uno de nuestros viajes será por vuestra propia iniciativa, nosotros no os llevaremos de tienda en tienda. Y para los que nos pedíais que hagamos otro tipo de actividades como ir al cine, o hacer fiestas, o todo tipo de cursos o actividades hemos creado esta aplicación para que seáis vosotros quien las organice para compartirlas con nuestros amigos de yporquenosolo.

– Hacemos viajes para tratar de conocer las costumbres y cultura de los países que visitamos.

– No somos agencia de contactos ni organizamos viajes para buscar pareja, para este tipo de viaje ya hay muchas otras empresas de viaje, incluso con nombres parecidos al nuestro.

– No compartimos nuestros viajes con otras agencias puesto que solo nosotros preferimos perder una venta que dejar de ser fieles a nuestra filosofía.

Y gracias a esto y sobre todo a vosotros cada día somos más, muchos más y aproximadamente el 70% de nuestros viajeros repite, por algo será verdad? Y cual es el motivo principal por el que lo hacéis, porque os sentís libres de poder viajar cuando y donde queráis y de comportaros como realmente sois.

Y eso es todo, muchas gracias por estar aquí con nosotros.

Yporquenosolo.